05 noviembre 2010

Boceteando en el bus


Últimamente mis trayectos en bus hasta la EASD me dan para mucho y mirar la ciudad siempre es fuente de inspiración. Como podéis ver sigo empeñada en hacer apuntes de ideas en cualquier sitio menos en el cuaderno que toca.

Esta vez sobre una tarjeta de solicitud de informaciñon de una editorial a la que compré algún libro en el pasado y que era lo que tenía a mano en ese momento.

Una estampa de lo más industrial. Me gusta la repetición de las casitas con sus frontones triangulares y la chimenea de piedra (en recuerdo a las que aún quedan como monumentos en la ciudad).